Lo mejor del 2016 (3/3) : Respuesta Educativa para el alumnado de Alta Capacidad.

Identificar y entender al alumnado de alta capacidad sólo tiene un objetivo : Atenderlo. La legislación reconoce su condición de alumnado con necesidades educativas especiales. Es un derecho.

Pero los modelos más ampliamente difundidos desde la normativa educativa de las distintas comunidades, promueven medidas que no son defendidas desde la investigación llevada a cabo para determinar las medidas más efectivas en el desarrollo del talento2. Propuestas como :

  • Dar un trabajo adicional “una vez ha acabado el trabajo del grupo”.
  • Sacarle del aula 1 ó 2 horas a la semana, al “aula enriquecida” donde el alumno realiza el trabajo en solitario y siguiendo las pautas que el maestro le marca.
  • Pretender que una vez el alumno es flexibilizado hemos llegado de alguna forma al “tope” de medidas posibles y no hay que tomar ninguna otra adicional.

Trrabajan en contra del objetivo, aislan al alumno del resto del grupo y no tienen en cuenta sus intereses. En este artículo Cuando todo funciona, ¿Funciona?, hacemos una reflexión desde la experiencia de M. una alumna de alta capacidad que consiguió acceder a todas estas medidas, pero que para ella, como para tantos otros, no funcionaron.

Del Aula de Enriquecimiento al Aula Enriquecida.

Así, el talento no se trabaja desde la aplicación de pequeñas medidas que aíslen al alumno para un trabajo puntual diferenciado del de sus compañeros, sino desde la creación de un ambiente educativo que estimule ese mayor rendimiento, que trabaje para el mérito y el esfuerzo, que promueva el trabajo entre alumnos con intereses y capacidades similares, logrando así una retro-alimentación positiva, y que mantenga un nivel de reto elevada, a cada alumno, según su capacidad.  

Y ¿Cómo creamos este ambiente?

En Renzulli para “dummys” os acercamos a las propuestas de Joseph Renzulli. Su modelo SEM de enriquecimiento para todo el alumnado es el fruto de la experiencia y la investigación a lo largo de 30 años, en diversos países y escuelas de todo tipo, privadas y públicas, urbanas y rurales, de entornos privilegiados y deprimidos, de países desarrollados y en vías de desarrollo. Un modelo que tiene en cuenta los recursos específicos de cada centro que se combinan con los intereses y capacidades de cada menor, para dar lugar a un plan personalizado para el que se hace un seguimiento a lo largo de toda la vida escolar, adaptando, incorporando, modificando, en función de los objetivos y las necesidades que el menor presenta en cada etapa de su desarrollo.

Renzulli propone estrategias de enriquecimiento de Tipo I y II (para todo el alumnado), y de Tipo III, para aquellos alumnos con intereses y motivación muy específicos para un área concreta. Las propuestas Tipo I y II estarían además al alcance de cualquier centro y se ofrecerían a todo el alumnado. Trabajando por el “Aula Enriquecida” en contra del “Aula de Enriquecimiento”.

Atender al alumnado de alta capacidad, significa incluir en nuestras aulas propuestas que trabajen:

  1. El pensamiento creativo : Pensamiento Creativo en la Escuela.
  2. Destrezas superiores del pensamiento : Aprendizaje Basado en las Destrezas del Pensamiento. Cambiando el Panorama Educativo Español (Autor : Robert Swartz).
  3. La inteligencia emocional : Atrapados por Nuestras Emociones
  4. Permitir la respuesta y el aprendizaje multinivel y personalizado : http://www.javiertouron.es/2015/03/personalizacion-posibilidades-y-retos.html

En este contexto, el “Aprendizaje just in time” o aprender cuando lo necesito (ABP) es una de las propuestas que mejor permite a los maestros trabajar con un modelo multinivel donde cada alumno aporta desde sus capacidades y destrezas individuales y puede profundizar en aquellos temas que le resultan de mayor interés.

Pero este aprendizaje por proyectos en ocasiones se convierte en una “trampa” para los niños de alta capacidad, cuando los maestros/profesores no tienen en cuenta sus necesidades individuales y se les utiliza para “equilibrar” los grupos o para que ejerzan de “pequeños pseudo-maestros”. Por eso, la organización de los grupos y el planteamiento del trabajo, debe tener en cuenta también, las necesidades de desarrollo y profundización en el aprendizaje de los alumnos más capaces:

Qué necesitan saber los profesores sobre los alumnos de altas capacidades y el aprendizaje cooperativo

Para que este alumnado no acabe con una sensación de nueva pérdida de tiempo e interés, como describen este grupo de niños de alta capacidad, entrevistados con motivo de sus experiencias y sentimientos respecto del trabajo cooperativo:

Alta Capacidad y Aprendizaje Cooperativo.

Del objetivo a Medio Plazo a Medidas de Aplicación Inmediata.

Es cierto que algunas de estas medidas implican un cambio metodológico importante que conllevan tiempo, formación y organización. Pero los niños crecen deprisa y no tienen tiempo de esperar. Por esto es importante:

  • 1) Empezar a andar: Entender que este cambio es un proceso, que puede implantarse más o menos deprisa en función de los recursos e implicación del centro, pero que es necesario empezar ya, con la mirada puesta en el objetivo final. Empieza incoporando aquellas medidas que sí estan en tu mano (dependerá de tus recursos y los del centro). Continua implicando a algún compañero y trata de “contagiar” a cada vez más personal de tu centro. Poco a poco iréis transformando el aula en un lugar para el desarrollo del talento de todos sus estudiantes.
  • 2) Pequeñas medidas que consiguen grandes diferencias. Algunas medidas no suponen un gran cambio y no requieren de grandes recursos. Significan básicamente un cambio de actitud y ser capaz de desterrar muchos de los mitos que sobre la atención al alumnado de alta capacidad se han ido generalizando. Estas medidas pueden empezar a implantarse mañana mismo.

¿Cuáles son estas medidas? En las siguientes lecturas te las detallamos:

¿Cueces, o Enriqueces? Intervención en el aula para alumnos de Altas Capacidades.

Susana Arroyo, especialista en Altas Capacidades del centro Hemisphéri de Barcelona, nos advierte de que “no se trata de un “además de” sino de “en lugar de”. No se trata de darle lo que necesita una vez esta empachado y saturado de repeticiones y contenidos que ya tiene asumidos, sino de sustituir unas propuestas por otras, y que éstas sean útiles y estén integradas con el trabajo del resto de la clase.

Confesiones de un Maestro. Lo que me gustaría haber hecho por mis alumnos de alta capacidad. (1/2)

Una maestra nos da la pista de pequeños cambios realizados en su aula que le permitieron servir las necesidades de sus alumnos de alta capacidad al tiempo que incentivaba y motivaba al resto de su alumnado. Ella antes servía en un centro público y se cruzó con Mike, un pequeño alumno al que falló, al que no supo responder. Desesperada, empezó a formarse y ahora trabaja en centros específicos para niños de alta capacidad. Con los conocimientos de ahora, reflexiona sobre 9 cosas muy sencillas que podría haber hecho por Mike, y no hizo, pero que todos vosotros en vuestras aulas tenéis ahora la oportunidad de poner en práctica.

Cómo ayudar a tus estudiantes Viso-espaciales (1/2)

Cómo Ayudar a tus Alumnos Viso-Espaciales (2/2)

Estos dos artículos nos proponen estrategias para ayudar a aprender y desplegar el potencial de los niños Viso-Espaciales. Estos niños suponen al menos un 30% del alumnado. Incluyen a los niños de alta capacidad con elevado CI, pero también a los niños más creativos de alta capacidad para quienes las pruebas estandarizadas no estan preparadas y no suelen detectarles pues son brillantes de un modo diferente. Pero también los niños con dislexia, niños con discalculia, con déficit de atención, con desórdenes en el procesamiento auditivo central, niños que han podido sufrir infecciones de oído frecuentes en los primeros años de vida y niños de origen asiático.

Aceleración, tan estudiada, tan ignorada.

No podemos acabar nuestro repaso sin afrontar el tema de la Aceleración. Entendida como el “salto de un curso” o como la instrucción avanzada en un tema concreto para el que el menor esta especialmente dotado, motivado e implicado, ha sido ampliamente investigada. Y esta investigación, ampliamente desoída por los agentes educativos en España y en todo el mundo, pues hoy sigue afrontándose con desconfianza, suspicacia y miedo.

La escuela debe enseñar aquello que no se sabe. Y los niños de alta capacidad no pueden seguir sufriendo el martirio y aburrimiento que supone repetir, una y otra vez, conceptos que ya han superado, o aprender a un ritmo que no les es natural.

En este informe : informe-templenton-sobre-aceleracion se analizan los resultados de cientos de estudios longitudinales realizados con niños que han sido acelerados. Las resultados son contundentes : La aceleración ha sido positiva en un abrumador número de casos, y sólo ha tenido alguna consecuencia negativa cuando el maestro/profesor que recibe al alumno no ha apoyado el proceso y ha volcado sus reticencias respecto de la aceleración sobre el alumno. La aceleración educativa es, pues, una opción, que lejos de considerarse excepcional, debería tenerse en cuenta como una estrategia de bajo coste y alto resultado.

Es, por supuesto, necesario, conocer sus implicaciones, requisitos y condicionantes, para llevarla a cabo de la forma más favorable para el menor, y en este artículo análizamos estos puntos desde los trabajos de Javier Tourón : ¡No se trata de Acelerar, sino de dejar de pisar el freno¡

Profundizando

Otros artículos para completar este repaso:

25 Razones por las que los Padres con niños de Alta Capacidad somos “Intensos”.

Una reflexión sobre cosas que habitualmente se hacen en el aula y no deberíamos seguir haciendo, con los niños de alta capacidad.

Por qué los niños de Alta Capacidad necesitan apoyo en el aula

Se suele pensar que los niños de alta capacidad son niños excelentes en todo y que se desenvuelven bien en la escuela, es decir, se espera que, por razón de su alta capacidad, obtengan notas excelentes sin ayuda. Todo lo contrario, alguna de sus características más específicas (exceso de lógica, pensamiento creativo-divergente, buscan sus propias soluciones, razonamiento elevado, vocabulario más rico, rápida asociación de ideas, capacidad de síntesis, observación y atención al detalle, curiosidad desmedida, intensidad y perfeccionismo, gran poder de concetración en las materias que le interesan -que hace que se olviden de otras obligaciones-, etc…), puede traerles algunas consecuencias negativas que afectarán a su rendimiento académico. En este artículo repasamos una a una y cómo integrarlas en el aula para que estas cualidades trabajen a su favor.

Más acerca de cómo entender y desarrollar la creatividad en el aula

Desarrollar la creatividad desde el curriculum ordinario del aula es posible, es necesario y supone una gran diferencia en varios aspectos básicos de la educación. La creatividad:

  • Desarrolla el potencial y las habilidades innatas individuales de cada alumno.
  • Eleva el autoconcepto y trabaja a favor de la autorealización del individuo.
  • Aumenta la implicación y la motivación de todo el alumnado.
  • Aumenta la realización profesional futura : La creatividad es ya una de las cualidades más valoradas en nuestra sociedad y empresa.

Es pues muy importante entender qué es la creatividad : Rosabel Rodríguez : ¿Consiste la Creatividad en Pintar un Plátano Azul? y diferenciarla del proceso artístico;

Cómo afecta al desarrollo personal : ¿Qué nos hace ser creativos?;

Y cómo trabajar la creatividad desde el desarrollo de las destrezas del pensamiento y el curriculum ordinario : Robert Swartz, un ejemplo de pensamiento creativo en el aula. y en ¿Puede la Creatividad ser Enseñada?

Y que no nos ocurra como a los profesores de Niel Borg, Premio Nóbel de Física, cuyos maestros estuvieron a punto de suspenderle por hacer gala de esta creatividad que le llevó a ganar tan destacado premio : El niño no pinta bien, no es creativo … ¿no?

De hecho, muchos estudios demuestran que las causas del bajo rendimiento y desinterés por la escuela de los alumnos de alta capacidad, se encuentran, precisamente, en su elevada creatividad, cuando esta no encuentra respuesta en el aula : Alta Capacidad, Creatividad y Bajo Rendimiento.

Motivación e Implicación.

A menudo también se define a los niños de alta capacidad como niños altamente motivados. Y es muy cierto que de pequeños muestran un especial interés por aprender, por saber, por conocer, por investigar. Pero la escuela a veces va apagando esta motivación al obligarles a aprender a un ritmo que no es el suyo. De tanto ralentizarse, muchos llegan a los cursos superiores de primaria o la ESO, totalmente “desconectados”, con una falta de motivación por su aprendizaje que desespera a padres y maestros. Steven Pfeiffer, Profesor de Psicología en la Universidad de Florida, autor del modelo triádico de identificación y experto investigador en Altas Capacidades, nos relata en este artículo, 13 formas de encender la “llama” de la motivación.

Y nuestra última propuesta es para reflexionar sobre el efecto que nuestras propias expectativas tienen sobre nuestros alumnos. En Efecto Pigmalión.. ¿Qué expectativas transmitimos a nuestros estudiantes? una maestra repasa cómo sus actos, sus gestos y el pre-concepto sobre cada uno de sus estudiantes, le predispone en cuanto a qué esperar de cada uno de ellos, y cómo esto tiene el efecto de “profecía cumplida” tanto cuando son positivas, como cuando no lo son tanto. Así, una escuela para el desarrollo del talento, debe ser ante todo una escuela que crea en el gran potencial que encierra cada uno de sus estudiantes.

Debemos en definitiva plantearnos si nuestra aula es un lugar donde Ser Inteligente no es una maldición. Ser Inteligente ¡Es Genial!. (reflexiones de varios directores de centros educativos a raíz de un discurso de Michelle Obama, en relación a la escuela).

Recursos:

http://www.lova.es

http://www.teach-think.org

http://www.robertoranz.es

http://www.javiertouron.es

Para entender las altas capacidades:

Lo mejor del 2016 (1/3) : Identificación y Aspectos Generales.

Lo mejor del 2016 (2/3) : Necesidades Emocionales y Sociales.

Feliz lectura, os deseamos un curso en el que ….

yoatiendolasaacc

Lo mejor del 2016 (2/3) : Necesidades Emocionales y Sociales.

Todos podemos entender las dificultades de un niño de 15 años con la mentalidad de uno de 9. Aún sin formación específica todos asumimos que sus dificultades no serán sólo de aprendizaje, sino que afectarán a su desarrollo emocional y sus relaciones sociales. Del mismo modo, un niño de 9 años con la habilidad mental de uno de 15, también se enfrenta a retos difíciles, que comienzan en la escuela y seguirán en la vida adulta.

Ambos se encuentran “atrapados” en un cuerpo que no corresponde a su edad mental, en un sistema académico que agrupa en función del año de nacimiento, asumiendo que todos los niños nacidos el mismo año se desarrollan de la misma forma, al mismo ritmo, tienen los mismos intereses y sus emociones están acompasadas con esa edad.

Clasificados en función de nuestra “fecha de fabricación”, -como expresa el profesor Tourón-, aquellos niños que no responden a los estándares preestablecidos se sienten extraños y diferentes, ya desde muy corta edad. Y necesitan encontrar sentido a esta distancia.

En Vivir en un Extremo , Linda Goodman nos acerca a esa complejidad emocional y nos trae un estudio revelador sobre las etapas de la amistad y el juego que explica por qué en ocasiones se considera que los niños de alta capacidad tienen dificultades para relacionarse con los demás (para transigir, amoldarse al grupo, ceder en sus posicionamientos, “desenfadarse”..), cuando en realidad es su desarrollo precoz el que les hace estar en un estadio de la amistad a la que sus compañeros aún no han llegado. Y este choque de intereses es el que se evidencia y les provoca malestar y sufrimiento, pues a menudo se sienten desengañados.

Esto nos lleva al siguiente artículo :

¿Son Distintas las Necesidades Emocionales y Sociales de los Niños de Alta Capacidad?.

La expresión de que los niños de alta capacidad tienen necesidades emocionales y sociales “específicas” directamente relacionadas con su CI, es un tema a menudo explotado en los medios de comunicación, redes y en la publicidad de algunos negocios privados. Sin embargo, los estudiantes identificados de alta capacidad son muy diferentes entre si. Tan distintos uno del otro como lo son del resto de niños.

El hecho de predecir diferencias sociales o emocionales basadas en la alta capacidad, ya sea tanto por su particular vulnerabilidad como por su infinita resilencia, no están sustentados en ningún estudio o consistencia lógica.

Así, los niños de alta capacidad tienen las mismas necesidades emocionales y sociales que el resto de niños. Ellos necesitan:

  • Seguridad.
  • Sentirse parte del grupo (sentimiento de identidad)
  • Sentirse valorados (reconocimiento)
  • Compartir intereses (amistad y reciprocidad)
  • Desarrollar su potencial (sentimiento de competencia y autoestima).
  • Construir su identidad.

Sólo que por su desarrollo precoz, estos niños pasan por las distintas etapas a una edad más temprana y necesitan la interacción con pares intelectuales (que estén en la misma fase de desarrollo que ellos) para sentirse entre “iguales”. Y es la falta de atención a esta realidad la que provoca desajustes emocionales que acaban influyendo en su desarrollo y su rendimiento.

Este artículo, que forma parte del libro “Social and Emocional needs of Gifted Children” publicado por la NAGC (National Asociation of Gifted Children) en Estados Unidos, aborda estas etapas del desarrollo y otros conceptos como la sobre-excitabilidad y la “moral elevada” atribuida a los individuos de alta capacidad.

Las relaciones sociales en los niños de Alta Capacidad.

Los niños de alta capacidad suelen ser pre-juzgados como niños con pocas habilidades sociales, niños solitarios que huyen del resto, niños que no saben o no quieren trabajar en grupo, participar en juegos con el resto de sus compañeros o torpes en deportes de equipo, niños introvertidos que se encierran en si mismos. Es cierto que algunos niños de alta capacidad encajan en este estereotipo, pero la mayoría encuentran la forma de superar sus diferencias, especialmente cuando el entorno ha sido favorable.

De nuevo el problema no es inherente a la alta capacidad, sino que surge cuando se obliga al menor a elegir entre ser aceptado por los demás o destacar. Las relaciones de amistad se construyen sobre un cúmulo de interacciones entre iguales y la atracción mutua esta basada en la reciprocidad e intereses compartidos. Por eso la escuela y la familia deben facilitar esta interacción, propiciando los agrupamientos flexibles basados en intereses y trabajando por un entorno social y educativo donde se anime a todos los niños a llevar su potencial tan lejos como les sea posible, disfrutando de ese proceso como parte de su desarrollo personal y autoestima.

Este artículo comenta todas estas implicaciones y rompe con el mito de que los niños de alta capacidad no tienen, en general, habilidades sociales. De hecho muchos de ellos destacan por una elevada inteligencia emocional, capacidad de liderazgo y gestión de grupos.

¡ Dicen que son Perfeccionistas !

El último artículo que nos lleva a analizar las emociones (a menudo percibidas con sesgo negativo) que atribuimos a los niños de alta capacidad, aborda el concepto del perfeccionismo. Muchos niños de alta capacidad muestran un elevado grado de autoexigencia y en consecuencia, de frustración, pues su mente a menudo imagina cosas que sus manos o palabras aún no pueden reproducir. Este perfeccionismo puede llevarles a una falta de persistencia o a una explosión emocional.

Pero mantener un sano nivel de perfeccionismo y ansiedad nos permite avanzar y mejorar nuestras destrezas, por eso no debemos recriminar esta cualidad sino enseñarles a manejarla y a usar los errores como fuente de aprendizaje, reflexionando sobre las mejoras que se pueden incorporar y animándoles a hacer un nuevo intento.

En este artículo se desvelan algunas conclusiones de la psicología acerca del perfeccionismo y de cómo este afecta a nuestro rendimiento.

Cuando no se atiende:

Cuando todo esto no sucede y su desarrollo emocional no se tiene en cuenta, las consecuencias emocionales para los niños de alta capacidad son bloqueantes, -como lo serían para cualquier niño cuando no se da respuesta a sus necesidades de desarrollo-, y provocan no sólo un bajo rendimiento, sino una sensación de deriva que en muchas ocasiones les acompaña a lo largo de toda su vida:

Lección Aprendida

O generan agresividad y rechazo hacia la sociedad:

Un precoz “matón de barrio”

Para otros es la responsabilidad y exigencia externa por obtener un elevado rendimiento, lo que les provoca un conflicto emocional:

Si soy inteligente, ¿Por qué me siento tan torpe?

Y afortunadamente, algunos muestran una resilencia y persistencia admirables y salen adelante a pesar de todas las barreras, como el caso del Dr. Ben Carson, uno de los neurocirujanos mas prestigiosos de los últimos tiempos que separó a dos siameses unidos por el cráneo, y sin embargo, como él mismo nos cuenta:

En la Escuela Todos me Llamaban Tonto.

En definitiva los niños de alta capacidad, necesitan ser niños… como los demás :

Cuando dejé de ser “Super” y volví a ser un niño, como los demás…

Y para ello es necesario trabajar lo que el Profesor Steven Pfeiffer (autor del modelo triádico de las altas capacidades y uno de los investigadores más reconocidos en este campo) define como “fortalezas del corazón”:

Dos lecciones sobre cómo potenciar el Talento.

Recursos adicionales:

Para entender las altas capacidades, identificación y concepto : Lo mejor del 2016 (1/3) : Identificación y Aspectos Generales.

Respuesta educativa propuestas desde la investigación : Lo mejor del 2016 (3/3) : Respuesta Educativa para el alumnado de Alta Capacidad.

2017

Lo mejor del 2016 (1/3) : Identificación y Aspectos Generales.

Selección de los artículos que hemos publicado a lo largo de este año y medio de publicaciones y que destacan por su contenido didáctico. Esperando sea de utilidad a aquellos que no nos sigáis desde el principio, que os estéis formando sobre este tema o que necesitéis tener a mano los datos más concretos relativos a las investigaciones y experiencias aceptadas dentro de la academia científica en torno al concepto de las altas capacidades y la respuesta educativa más acertada en el aula.

En esta primera entrega repasamos los conceptos de  Identificación y otros aspectos generales que nos permitan entender las altas capacidades :

En Casa y en Aula, ¿Qué debo saber sobre las Aa.Cc?

En este artículo abordamos el concepto de alta capacidad y aportamos evidencias científicas que rompen uno a uno los principales mitos que generados alrededor de las altas capacidades y que impiden su correcta identificación y atención.

El concepto de que las altas capacidades son algo que atañe a un % insignificante de la población y las 4 frases (barreras) que con más frecuencias nos repetimos padres y maestros para justificar nuestra no-actuación, necesitan ser superados y en este artículo explicamos de dónde surgen estas creencias y por qué no son acertadas. Además cada uno de estos puntos tiene su propio artículo que lo desarrolla:

¿Alta Capacidad o Alto Rendimiento?

Negar la condición de Alta Capacidad a los niños con Bajo Rendimiento académico es dar la espalda a muchos niños de gran potencial. Muchos hombres cuyas creaciones han supuesto un giro en nuestras vidas, grandes hitos de la historia de la ciencia y nuestra sociedad, desde Lincoln a Coppernico, Edison, Picasso, Isaac Asimov, Steve Jobs, Einstein, Bill Gates o Marc Zuckerman no han tenido excelentes curriculums académicos, de hecho muchos han sido tachados de torpes o bobos.

Un caso reciente es la del neurocirujano Ben Carson, un pionero en la intervención para separar siameses y reciente candidato a la nominación para la presidencia por el partido Republicano en EE.UU. En la escuela todos, hasta sus compañeros decían de él que era “el niño más tonto del mundo”.

Esta asociación con la excelencia académica viene alimentada porque los primeros estudios sobre alta capacidad, efectivamente se centraban en personajes de alto rendimiento. Estamos hablando de principios del siglo XIX donde la educación, la ciencia, la investigación, sólo estaba al alcance del hombre (varón) blanco, y de familia acomodada. Si la universalidad de la educación tiene algún sentido, ese es, precisamente, el de no poner barreras a que niños y niñas de todas las etnias, razas y condición social puedan recibir una educación a la altura de su capacidad. Pero también para que distintos tipos de talento y en especial el de los niños viso-espaciales, quienes con más frecuencia fracasan por una escuela que sólo da valor a la capacidad memorística y de aprendizaje secuencial, encuentren en la escuela un vehículo para canalizar su capacidad y desarrollar su potencial.

Esto no es posible sin una mirada a la alta capacidad, al potencial, más amplia, desligada del rendimiento y vista como lo que es, una promesa, una semilla, que sólo si es debidamente cultivada, germinará y dará sus frutos.

En este artículo se repasan algunas de estas teorías y su evolución a lo largo de los años para entender sus conclusiones en el contexto en que fueron realizadas. Hoy todos los investigadores coinciden en señalar la capacidad como un potencial que requiere intervención para cristalizar en talento (rendimiento). Sólo cuando contrastamos estudios antiguos con estudios más actuales (y más amplios y solventes estadísticamente), podemos acuñar aquello de “los expertos no se ponen de acuerdo”. Hoy existe un consenso muy amplio y es necesario que en nuestro país, todos los profesionales implicados revisen y actualicen estos conceptos para alinearse con la investigación más relevante.

Una visión profesional sobre cómo son y cuáles son las necesidades emocionales de los niños de Alta Capacidad.

Son frecuentes los listados o “check list” que se publican indicando las características que distinguen a los niños de alta capacidad y que padres y maestros usan para confirmar sus sospechas. Pero los niños de alta capacidad no constituyen un conjunto homogéneo y tampoco lo son sus destrezas. Pueden aprender a leer de forma temprana, o no, -como Stephen Hawking que no leyó hasta los 8 años-. Hablar de forma fluida precozmente, o no hablar hasta los 4 años -como le sucediera a Einstein-. Destacar en todas las áreas o tener problemas de aprendizaje -como Jobs o Edison, ambos disléxicos-, es lo que se llama Doble Excepcionalidad. Y pueden presentar disincronías entre las áreas lingüísticas y logico-matemáticas como les sucede a algunos niños viso-espaciales de alta capacidad. Entonces, su potencial debe ser estimulado al tiempo que sus deficiencias trabajadas.

En este artículo, Pedro Fernández, psicólogo sanitario especializado en la identificación y evaluación de las altas capacidades, nos propone una visión más amplia y razonada de aquellos rasgos que podemos observar en los niños de alta capacidad a través de las distintas etapas de su desarrollo, desde bebés a la edad adulta.

Imprescindible : Descifrando los Test (1/2)

Imprescindible : Descifrando los test (2/2)

La evaluación psicométrica es el gran embudo que impide la atención del alumnado de alta capacidad. Una evaluación exclusivamente basada en el aspecto cuantitativo no nos cuenta toda la “historia”. Es necesario completarla con aspectos cualitativos recogiendo información de diversas fuentes (familia, actividades extraescolares, profesorado, compañeros, entrevista con el niño, etc…).

Los test son una herramienta importante que nos aporta información útil sobre el niño, pero cuando se interpretan de forma rígida y atendiendo sólo al valor CI se esta haciendo un uso de ellos para lo que no fueron creados, y se contradicen las normativas de buenas prácticas aprobadas por la Asociación de Psicólogos Americanos (ver : Hablan los autores de los test de Inteligencia.)

En los dos artículos indicados más arriba, Linda Silverman, Psicóloga norteamericana de gran proyección, directora del Center for Gifted Children en Chicago, miembro de la NAGC (National Asociación for Gifted Children) y autora de varios libros y artículos científicos, repasa algunas de las contradicciones habituales que las pruebas de inteligencia reflejan en relación con los niños de alta capacidad y que, sin embargo, no se tienen en cuenta en las conclusiones o diagnósticos de la mayoría de las evaluaciones (como por ejemplo el hecho de que la mayoría de los niños de alta capacidad tienen una baja velocidad de procesamiento o cuando el CI es un dato no interpretable, o por qué hay que seguir con las pruebas a pesar de los fallos en las respuestas)

Y ¿Qué pasa cuando no atendemos?

Las consecuencias de mantener una escuela más centrada en “normalizar” y “homogeneizar”, que pone su esfuerzo en conseguir que todos los niños aprendan lo mismo, al mismo tiempo y de la misma forma, son en primer lugar un gran derroche de talento. No es una cuestión menor en un entorno laboral y social como el que nos enfrentamos. El siglo XXI, estamos advertidos, supone una Revolución en todos los ámbitos y el principal esta en que pone el centro en el talento. La riqueza de una Nación ya no son las materias primas, la energía, la maquinaria o el capital, la riqueza de una nación esta en el talento de sus ciudadanos. Creatividad, emprendimiento, innovación, colaboración, son las habilidades que nuestros pequeños deberán mostrar, para desenvolverse profesionalmente.

Las consecuencias para el individuo son además innumerables, las más frecuentes : Mimetizarse con el resto, renunciando a su yo, creciendo creyéndose inútil, falto de autoestima: Lección Aprendida.

O desarrollar un comportamiento disruptivo, incluso violento : Un precoz “matón de barrio”

Dos vídeos imprescindibles:

El 28 de enero del 2016, tuvimos la oportunidad de contar en España con Steven Pfeiffer, autor del modelo tripartito de la alta capacidad y Profesor de Psicología en la Universidad de Florida. Él, junto al Profesor Javier Tourón, nos dieron “Dos lecciones para la Escuela Actual y el Desarrollo del Talento”, en el CRIF Las Acacias :

Video Completo de las Jornadas “Dos Lecciones para la Escuela Actual y el Desarrollo del Talento”

Del blog del Profesor Tourón http://www.javiertouron.es, os traemos esta master class que responde a tres preguntas básicas:

“1. ¿Qué es la alta capacidad? ¿Hay que hacer algo para que se desarrolle o es un condición que viene dada por la naturaleza y la herencia?

2. ¿Sabe la escuela quiénes son sus alumnos más capaces? O mejor todavía, ¿sabe la escuela, los centros educativos en general, cuál es la capacidad de sus alumnos para el aprendizaje?

3. Si la capacidad necesita ser evaluada para actuar adecuadamente en su desarrollo, promoviendo el talento, ¿es posible una escuela diferente a la que conocemos?”

https://youtube/a0j3x2colnQ

¡Disfrutar de este resumen!.

Y para continuar :

Lo mejor del 2016 (2/3) : Necesidades Emocionales y Sociales.

Lo mejor del 2016 (3/3) : Respuesta Educativa para el alumnado de Alta Capacidad.

Feliz Navidad a todos!

xmas-2016